Administración Trump otorga 4.8 millones a Puerto Rico para combatir el uso y efectos de los opiáceos
Foto

El secretario de Salud de los Estados Unidos, Tom Price, anunció mediante una carta al gobernador Ricardo Rosselló Nevares el desembolso de 4.8 millones para luchar contra la adicción, el uso y los efectos en la salud de los opiáceos en la población puertorriqueña.

El desembolso se realiza como parte del “21st Century Cures Act”, aprobado en el 2015 por el Congreso de los Estados Unidos. 

En la carta, Price informó que la ley contempla un segundo desembolso, que será recibido durante el año fiscal 2017-2018.

Price afirmó además que los fondos tienen como meta financiar programas para “aumentar el acceso a servicios médicos, reducir el número de personas que actualmente no reciben asistencia médica y reducir el número de muertes resultado de sobredosis” de esta sustancia. 

El Departamento de Salud de EEUU ha priorizado cinco estrategias en la lucha contra del uso y el manejo de los opiáceos: “fortalecer la vigilancia pública, promover la práctica del manejo del dolor, promover la disponibilidad y distribución de los fármacos que revierten las sobredosis y el apoyo a la investigación”, declaró el funcionario estadounidense.

El secretario de Salud de Puerto Rico, Rafael Rodríguez Mercado, dijo que “los fondos serán administrados por la Administración de Servicios de Salud Mental y Contra la Adicción (Assmca), dirigida por Susana Roig. 

En tanto, el director ejecutivo de la Oficina de Administración de Asuntos Federales del Gobierno de Puerto Rico (Prfaa), Carlos Mercader, sostuvo que "Puerto Rico está recibiendo la cantidad más alta de todos los territorios estadounidenses, a los que solo se les ha desembolsado 250,000. Estos fondos son de vital importancia para nuestro sistema de salud, y para la población. Continuaremos trabajando de la mano de las agencias y departamentos del Gobierno federal para asegurar que Puerto Rico se incluya en cualquier proyecto de ley sobre el tema de salud".