Vecinos del Caño Martín Peña no quieren que USDA mate cerditos vietnamitas
Vecinos del Caño Martín Peña no quieren que USDA mate cerditos vietnamitas
Foto

La licenciada Janice Durán y Gina Rosado, activistas de las comunidades del Caño Martín Peña, denunciaron el miércoles que el Departamento de Agricultura federal (USDA por sus siglas en inglés) retomó sus planes de matar los cientos de cerdos vietnamitas que se han apoderado del lugar, por lo que prefieren manejar ellos la situación y promover la adopción de los animales.

"Nosotros presentamos un proyecto en el que se iban a atacar los lugares con mayor concentración de cerdos porque no están en todas partes. Comenzamos el proyecto hace un año pero hace un mes nos dieron los permisos y comenzamos a construir corrales. Se atraparon 125 cerditos y se dividieron machos de hembras para que no se siguieran reproduciendo. Todas las hembras embarazadas ya habían dado a luz”, dijo Durán en entrevista radial (WKAQ).

Se trata de cerca de 500 cerdos que están regados por todas las comunidades del Caño Martín Peña por hace más de cinco años.

Indicó que la continuación del proyecto comunitario para controlar estos animales está en manos de la Corporación del Proyecto Enlace del Caño Martín Peña, para lo que establecieron comunicación con la licenciada Estrella Santiago.

"No hubo ningún tipo de compromiso porque después que nos dan el visto bueno y habíamos invertido más de 5 mil dólares y habíamos traído gente de Estados Unidos a ayudar a construir corrales, obviamente ese esfuerzo se cayó cuando decidieron permitir que el USDA entrara a matarlos”, denunció Durán.

Detalló que el USDA tiene un programa de cerdos ferales que llevan tratando hace algún tiempo, pero no han podido por diversas razones, entre las que están que los animales son domesticados.

Rosado, por su parte, denunció que el plan del USDA no es practicar la eutanasia con los animales, sino que los matarán de un tiro de gracia. Agregó que los vecinos de las comunidades advirtieron tirarse a la calle para evitar la matanza de los animales.

Entretanto, Durán señaló que el viernes pasado se llevarían a cabo esterilizaciones con veterinarios y que el secretario del Departamento de Corrección, Erik Rolón se había comprometido para que brigadas de reclusos ayudaran en la construcción de los corrales.

"Tenemos una lista de adopciones para los cerditos pequeños, pero de momento llegó USDA nuevamente con el mismo ofrecimiento de que iban a entrar a fusilarlos a todos y nos pararon el proyecto. Todo se quedó en cero. Los cerditos los volvieron a soltar y volvieron a la comunidad”, agregó Durán.

"Se han seguido reproduciendo y ya mismo van a estar por toda la isla si no se controla a tiempo. Esto lleva cinco años. Si se hubiera controlado a tiempo, no tendríamos esta situación”, advirtió.

CN

 


(RT ads)


.
.

.
.